Lunes, 12 Noviembre 2018 21:50

El proceso de elección de presidente de la ACH empieza de cero

El Pleno de la Asociación de Cofradías y Hermandades de la Semana Santa de Hellín ha configurado esta noche, mediante el pertinente sorteo, una nueva Junta Electoral encargada de supervisar el proceso de elecciones a la presidencia del colectivo, de acuerdo con los Estatutos de la Asociación, después de caducar el anterior proceso al no concurrir ninguna candidatura. 

Una elección que ha recaído en los representantes de la Real Cofradía del Prendimiento y la Hermandad de Los Azotes, que ejercerán de presidente y vocal de la mesa, respectivamente, y por el secretario saliente de la anterior junta directiva, Luís Bellver. Los suplentes a estos cargos serán los representantes de la Hermandad de La Negación de San Pedro y de la Archicofradía de Ntro. Padre Jesús de Medinaceli, así como en la persona de María Dolores Martínez que ejercería se secretaria en el caso en el que Bellver renunciara a su designación. 

Con la elección de esta junta provisional se abre un nuevo proceso electoral y serán estos representantes los encargados de configurar, por segunda vez en apenas tres semanas, el calendario para dicha elección, prevista presumiblemente para finales de año o principios de 2019.

La formación de la Junta Electoral se hizo tras el informe y el cese de la anterior, y tras unos minutos de debate en los que los representantes de la Cofradía de La Clemencia preguntaban sí era la Junta Electoral o la propia asamblea la encargada de decidir si se abría un nuevo proceso electoral o cabría alguna otra posibilidad, apuntando la posibilidad de preguntar a la Junta de Comunidades cómo proceder según la Ley de Asociaciones. El asunto quedó zanjado tras varias intervenciones en las que se aludía a que la ACH se rige por sus estatutos y no por la mencionada Ley, por lo que cabría interpretar que mientras la asamblea no designe nuevo presidente la junta directiva saliente deberá hacer las funciones representativas y administrativas. 

De compras