Martes, 14 Noviembre 2017 10:53

Comenzaron las XX Jornadas de Formación Familiar para buscar nuevos retos en los barrios Calvario y Ribera

El Centro de Día de la Avda. de la Estación es el lugar en el que, a partir de hoy, se están desarrollando las XX Jornadas de Formación Familiar, que en esta edición tienen como denominación “La intervención comunitaria desde un enfoque teórico y práctico: retos de futuro en los Barrios Calvario y Ribera”.

Unas jornadas que se inauguraban en la mañana del martes con la presencia del Director General de Acción Social y Cooperación, Ramón Lara, el alcalde de la ciudad, Ramón García, y el concejal de Servicios Sociales, Emilio José Pinar.

El concejal fue el encargado de abrir este encuentro, que se prolongará hasta mañana miércoles con diferentes actividades, ponencias que enseñarán experiencias en barrios con problemas similares a los que tienen los del Calvario y La Ribera de Hellín, así como una programación lúdica y deportiva.

Pinar quiso agradecer a los profesionales que trabajan en Servicios Sociales la labor que realizan, así como su interés e inquietud, para la que en ocasiones es una ingrata labor. “Solo con trabajo se puede crear ilusión”, manifestó, añadiendo que solo de una forma integral, colectiva y sumativa se podía abordar este proyecto, “dando pequeños pasos que hoy son el inicio de algo que hemos denominado retos de futuro”. Ya no solo se habla de problemas y dificultades, señaló, sino que hablamos de realidades y podemos hablar de futuro.

Por su parte Ramón Lara aseguraba que el trabajo que se estaba realizando en Hellín con estas jornadas, después de 20 años, había dado sus frutos, destacando que esta iniciativa es un referente para los profesionales de toda la provincia. Manifestó su convencimiento de que se puede mejorar la convivencia si se hace una buena intervención, y desde la Junta “se sigue con buenos ojos lo que se está haciendo en Hellín”.

“Los profesionales deben ser conscientes de que nos toca liderar un cambio”, dijo el director general, “en el que los Servicios Sociales deben recuperar un papel que nunca debieron perder”. Desde la consejería, explicó, se está fomentando la investigación, y se está implementando una herramienta de diagnóstico de exclusión y nuevos métodos de intervención en colaboración con la UCLM.

Recordó que el gobierno regional está dando estabilidad a los profesionales que están realizando el marco de conciliación. En Hellín se está destinando cerca de 100.000 euros a estos trabajos. Este año se va a hacer un importante esfuerzo en atención primaria, anunció, con un aumento en los presupuestos de un 7% y la partida para entidades va a crecer un 33%. “El próximo año será por tanto un espaldarazo importante a todo ese tejido social que siempre ha ido de la mano de las instituciones públicas en la intervención comunitaria”, manifestó.

El alcalde, por su parte, recordó que el objetivo principal de las jornadas es buscar la forma de mejorar la vida de los vecinos de los barrios del Calvario y La Ribera, y para lo que, en su opinión se ha avanzado bastante en estos últimos meses.

Indicó que el apoyo de las instituciones es imprescindible en esta labor y que el compromiso del equipo de gobierno es total, pero que “solo es una parte del puzle”, puesto que es necesario el trabajo de “todas las piezas” para conseguir las metas.

Puso en valor el trabajo de los Servicios Sociales, animándolos a seguir por el camino iniciado y augurando un final en el que todos se sentirán orgullosos de “haber luchado por algo que todos queremos”. Concluyó pidiendo públicamente al concejal que las jornadas debían regresar en próximas ediciones donde nacieron, en el barrio del Calvario, porque “debemos estar en el centro de los problemas”.

De compras