Viernes, 09 Noviembre 2018 10:32

Ángel Fernández Bleda recibirá un reconocimiento al Mérito Artístico del Ayuntamiento de Hellín

El bailarín y coreógrafo Ángel Fernández Bleda recibirá mañana, durante la clausura de la XXIX Muestra de Teatro Popular,  la primera Placa del Mérito a las Artes Escénicas y Artísticas que instituye el Ayuntamiento de Hellín para reconocer a hellineros que “además de realizar su labor cultural, llevan el nombre de la ciudad por todas partes”.

Una nueva distinción institucional que presentaba hace unos días el concejal Juan Antonio Andújar, explicando que el equipo de gobierno municipal pretende realizar de forma anual un reconocimiento público a aquellas personas de Hellín o relacionadas con la ciudad, profesionales de las Artes Escénicas, para poner en valor su trabajo, con el que contribuyen a dar a conocer la localidad.

El bailarín hellinero cuenta, entre otras distinciones, con una Placa al Mérito Regional, concedida por el gobierno de Castilla-La Mancha el pasado mes de mayo.

Hace unos meses ingresaba en el Consejo Internacional de la Danza de la Unesco (CID), a propuesta de la directora ejecutiva de este organismo, Adamantia Angeli, avalado por una trayectoria que le ha llevado a trabajar en las compañías de Antonio Gades, Ibérica de Danza, De Lunares o la que dirigió el maestro Granero.

Además, Fernández Bleda, ha ejercido como profesor de danza en la Fundación Julio Bocca, en Buenos Aires; o en Shanghái y Hong Kong, a través de la Spanish Dance Society.

A lo largo de su carrera, el bailarín también ha sido distinguido con galardones como el primer premio en el I Certamen de Jóvenes Creadores de Alcalá de Henares, por su trabajo en la obra ‘Cortejo’; el tercero en el XIV Certamen de Coreografía de Danza Española y Flamenco, por el montaje ‘Ucronía de un dictador’; y el segundo premio en el III Certamen Internacional de Danza y Artes Escénicas ADAE, con la pieza ‘Vanidad, éxito y olvido’.

En la actualidad, Fernández Bleda, tras concluir un proceso de reciclaje que le llevó a graduarse en Educación Social, se ha fijado como meta personal poner la danza al servicio de la educación social y emplear todas las posibilidades y recursos que ofrece esta disciplina artística, para favorecer las oportunidades y facilitar la integración social de colectivos y personas en riesgo de exclusión. De hecho, estos son los objetivos del proyecto ‘EdusoEnDanza’, en el que trabaja y desarrolla actualmente.

De compras